[ESPECIAL] Dark: Las mayores sorpresas de la última temporada

Definitivamente los productores de Dark Baran bo Odar y Jantje Friese son unos genios. Con una trama cautivadora hasta el final y un cierre totalmente sublime, no son pocas las sorpresas que nos llevamos los espectadores en esta última temporada.

Las teorías más populares en su mayoría no resultaron estar en lo correcto. Algunas pistas estaban ahí solamente para confundir al espectador y sorprender al final. Les recomiendo que si no han visto la serie, se detengan aquí porque a continuación vienen spoilers.

Regina no es hija de Tronte

Durante años los fans estuvimos convencidos de que Regina era producto del amorío de Tronte y Claudia. Los rumores en el pueblo sobre el amorío lo señalaban como el posible padre de Regina. Hasta el mismo Tronte estaba convencido de que Regina era su hija. Es por esto que inicialmente, por un error del árbol de Eva, se nos hace creer que si es así:

Sin embargo al puro final nos llevamos una gran sorpresa: Regina sólo se puede salvar en el mundo original. Si Regina existe en ese mundo es porque no es hija de Tronte. El propio Tronte se lleva una gran sorpresa cuando recibe esa noticia.

Al puro final de la serie nos enteramos quién es el padre de Regina por medio de una fotografía: Bernd Doppler. La fotografía pasa bastante rápido pero la página oficial de Dark ha sido actualizada y se puede consultar el árbol oficial.

El papá de Tronte es «el infinito»

Luego de la primera temporada cuando Agnes dijo que su marido era «pastor» se pensó que el papá de Tronte era Noah. En la segunda temporada se aclaró que Noah era su hermano y llegamos a pensar que su esposo era Bartosz. Ni por un segundo se nos pasó por la cabeza que el papá de Tronte era el «infinito» u «origen».

Esta información si está correcta en el árbol de Eva, sin embargo no es fácil de entender. La primera pista la obtenemos cuando El desconocido, o para efectos de esta nota Infinito, se encuentra con Tronte. Le dice que a él no le pusieron un nombre pero él eligió el suyo.

Técnicamente cuando Agnes mencionó que era pastor no estaba mintiendo, al menos no del todo. Infinito se viste de pastor en 1953 tras la desaparición de Noah y le dice a Doris Tiedemann que su marido, Egon, le es infiel. De igual forma no tenía fe, porque en realidad nunca la tuvo.

Más adelante se revela que él es el «origen», lo que une los dos mundos. Es el hijo de Jonas con Martha. Con él nace toda la paradoja que da origen a los Nielsen y que crea el nudo entre ambos mundos.

Claudia fue la única que supo jugar

A Claudia siempre se le acusó de tener su propia agenda. Al menos Adán, por sospechas infundadas por Noah, siempre la acusó de ello.

Si lo pensamos Claudia ha hecho varios sacrificios para proteger sus intereses. Cuando intentó detener la muerte de su padre realmente la terminó causando y decide no evitarla. Se va al futuro y se pierde toda la juventud de Regina para intentar salvarla.

En algún punto, antes de incluso matar a la Claudia del mundo de Eva, se da cuenta que si los ciclos se siguen cumpliendo Regina siempre morirá. Tras invertir 33 años y moverse entre ambos mundos descubre que debe existir un tercer mundo de origen.

Al final no son Adán y Eva quienes consiguen su objetivo egoísta. Es Claudia quién consigue su «final feliz» al lograr salvar a Regina de morir de cáncer.

Existen universos paralelos aún dentro del mismo mundo

Tannhaus en el mundo original explica la teoría del gato de Schrödinger. En su momento esto podría no parecer relevante y hasta fuera de contexto. Pero entender este concepto es sumamente importante para entender como es posible que el ciclo se cumpla una y otra vez.

Existen originalmente 2 Jonas viviendo en líneas temporales diferentes. El Jonas que durante el apocalipsis permaneció en su mundo, y posteriormente se convierte en Adán, y el que se fue al mundo de Eva y es el papá de Infinito. Esto es causado por la fisura que se crea cuando son los apocalipsis.

De igual forma existen 2 Marthas en líneas temporales diferentes del mundo de Eva. Una Martha que entró a llevarse a Jonas y la que se fue con Bartosz. Esto hace que una de ellas sea la mamá de Infinito y la otra sea atrapada por Adán y sacrificada en un intento por destruir el ciclo.

El primer indicio de las líneas paralelas lo tenemos cuando Jonas en 1888 no le cree a la Martha del otro mundo porque él no recuerda que eso hubiera sucedido. Con esto nos hacen pensar que es porque está por romperse el ciclo, sin embargo no es cierto. Al final nos enteramos que existen 2 líneas temporales paralelas dentro de cada uno de los mundos y que se debe crear una tercer línea temporal si se desea romper el ciclo. (Sí, siempre el número mágico es 3)

El principio es el final y el final es el principio

Esta frase la repiten diferentes personajes durante toda la historia, pero posiblemente ni ellos mismos entendían a lo que estaban refiriendo. El ciclo se cumplía una y otra, y no había nada que pudiera detenerlo, hasta ahora…

A muchos posiblemente nos sorprendió el descubrimiento de Claudia: para poder restaurar el mundo original y romper el ciclo es necesario primero crear una tercer línea temporal. Después es ir al principio, que es la muerte del hijo de Tannhaus e impedirla y con esto también será el final. Todos los que sean producto de las paradojas por viajes en el tiempo van a dejar de existir, al dejar de existir sus respectivos mundos.

Definitivamente es muy poco probable que nos imagináramos que este principio y final estuviera fuera de los mundos de Adán y Eva y mucho menos que al final ni Martha ni Jonas debieron existir. Sin embargo, la forma en que iba a terminar siempre estuvo ahí, desde la primer temporada, solo que como muchas otras cosas en esta serie, no era fácil de interpretar.

Karina Berrocal Rojas

Ingeniera Industrial, fanática de la literatura fantástica y los viajes en el tiempo.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios