Tendencia

One Punch-Man: Review sobre la segunda temporada

La presente nota puede contener algunos spoilers de la segunda temporada

El pasado martes concluyó la segunda temporada de la memorable serie de anime One Punch-Man. Por lo cual creemos que es necesario analizar lo que nos ha ofrecido la obra de Yusuke Murata. Aclaramos que este análisis es meramente subjetivo, por ende contará con criterios personales de lo que su servidor considera de la segunda temporada. Te invitamos a leer este análisis, y recuerda, ¡contiene spoilers!

Es bien sabido que One Punch-Man es una de las series más aclamadas de la década, ya que nos ha ofrecido un género diferente a lo que hemos visto antes en el anime. La serie nació con la meta de ser una parodia de los shonen, creando un personaje, que como el nombre indica, es capaz de vencer a cualquier enemigo «de un solo golpe». Uniendo esto a muchas descabelladas situaciones de la historia, el anime ha recibido una enorme aceptación. Por esto es normal que los fans sean exigentes con la calidad de la adaptación.

Ahora, nos hacemos la pregunta, ¿La segunda temporada cumplió con la calidad prometida? La respuesta es un rotundo si, incluso logra superar (en ciertos aspectos) a la primera temporada, ya que cada episodio mantienen la fidelidad a sus orígenes; además de sustentar con nuevos tramos que cumplen su cometido, ofrecer mayores combates y emocionar a los fanáticos del género Shonen.

Para dar mayores detalles, acá te mostramos los puntos donde se debe comentar respecto a la segunda temporada y los puntos de comparación sobre la primera:

Narrativa

Sabemos que One Punch-Man nunca ha sido una serie que cuente una gran historia o profundice temas existenciales (No es Fullmetal Alchemist, Cowboy Bebop o Neon Genesis Evangelion). Sin embargo, la historia logró mejorar respecto a la primera temporada, ¿A qué se debe esto? Podemos decir que la serie logra conservar el humor absurdo que tenía la primera temporada, además de ofrecer mayor protagonismo a los demás héroes. Restarle foco a Saitama fue un gran acierto.

Otro punto a favor de esta segunda temporada es que logra respetar la gran mayoría de escenas del manga, lo cual para muchos fanáticos (lo cual me incluye) agradecemos enormemente. No hay mejor satisfacción que un anime que siga el hilo de su autor original. Así que resaltamos el trabajo del estudio J.C Staff por cumplirnos.

Desarrollo de los personajes

El anime nos muestra un mayor desarrollo de los demás héroes, sus personalidades y sus estilos de combate. Pudimos conocer lo que realmente es King (un cobarde total, pero que se ganó nuestro cariño) las nuevas técnicas y mejoras del «Oni Cyborg» Genos, observar con mayor detalles los inigualables poderes de Tatsumaki y Fubuki (junto a sus prejuicios). Además, no podemos olvidarnos de los demás héroes de rango A y S, que nos mostraron sus capacidad para combatir y actuar contra la Asociación de Monstruos. Sin duda esta temporada logró hacer brillar al resto de personajes.

Es necesario recalcar lo que en mi opinión sería el mejor personaje de la serie. El villano Garou se convierte fácilmente en la piedra angular de la segunda temporada, ya que la serie se concentra en su misión, la cacería de héroes y demostrar que no se necesita ser popular para demostrar fortaleza.

Profundizando un poco su ideología, Garou busca demostrar al mundo que los villanos también merecen ser reconocidos por su determinación y señala las injusticias de una sociedad en donde la muerte del malo es «correcto». A pesar de ser «el malo» Garou demuestra tener un sentido de moralidad alto, protegiendo a niños o dejando vivir a todo aquel que derrota. Además, te aseguramos que sus combates son los más vistosos del anime, como fue su lucha contra Metal Bat, Genos, un grupo de héroes de rango A y Bang. Definitivamente un personaje que se ganó el respeto de todos.

Animación

Este punto podría considerarse el más polémico de la serie. Esto se debe a que en la primera temporada el estudio Madhouse (encargado de animar animes como Paprika, Death Note, Hunter X Hunter o Claymore) estuvo presente. Caso contrario a la segunda temporada, en donde fue cambiado por J.C Staff (Yu yu Hakusho, Bakuman, Shokugeki no Soma). Esto generó que muchos fanáticos se sintieran defraudados por el enorme respeto que tienen de Madhouse.

Es entendible que se prefiera la animación de la primera temporada, ya que posee una calidad increíble (como nos tiene acostumbrados Madhouse). Esto se debe a que Madhouse siempre ha velado por ofrecer secuencias de combate más detalladas, en donde no vemos golpes estáticos (uno de los errores que pasó J.C Staff) sino que cada movimiento está en sintonía con su ambientación y vemos como fueron realizados. Además de un mayor cuidado a las animaciones y perfiles de cara.

Sin embargo, J.C Staff es otro estudio con una enorme experiencia, lo cual a través de los episodios comienza a verse una mayor calidad, alguno de los ejemplos son el combate de Saitama vs Suiryu o Garou vs Genos, donde la animación causa esa sensación de frenesí que nos encanta en los Shonen. Además, cada secuencia tiene su respectiva repercusión en los escenarios (brisas por impactos, crujidos o peso) lo cual la hace ser considerado como un excelente trabajo. Sin duda la segunda temporada ofrece una muy buena calidad que no debe despreciarse (principalmente en los últimos episodios).

Banda Sonora

Lo primero a resaltar en esta sección es el trabajo hecho en el Opening y Ending. JAM Project regresa al anime para ofrecer el tema de apertura, que sin duda conserva la misma calidad que hemos visto, es un tema pegajoso y adecuado para la temática de la serie. Lo más llamativo es su tema de cierre, que regresa a tener una temática romántica, pero con un detalle que pudimos apreciar, fue cantado por Makoto Furukawa, el seiyuu (o voz) de Saitama. Una sorpresa que vale la pena señalar.

Cabe resaltar que esta temporada continua con Makoto Miyazaki como compositor de la banda sonora, es decir, los solos de guitarra eléctrica y la electrónica son utilizados. Esto ayuda mucho a darle dinamismo a las escenas de acción, precisamente lo que este tipo de animes necesitan.

En lo personal uno de los mejores temas que tienen esta segunda temporada es uno que podemos escuchar a menudo:

Los efectos de sonido siguen siendo muy buenos y aportan enormemente en las repercusiones de los escenarios. En muy pocas ocasiones se notan odiosos, demostrando que pueden ir unísono con la animación. Podemos señalar la parte de Garou vs Genos o Genos vs Sonic Speed of Sound como ejemplos claros de buenas batallas con efectos de sonido más que aceptables. Sin embargo, todo es cuestión de perspectivas.

Conclusión

La segunda temporada de One Punch-Man es un buen anime, debido a que continua cumpliendo con su objetivo principal, ser un «Shonen Parody» además de desarrollar combates más vistosos, momentos más decisivos y poseer una banda sonora excepcional para su estilo.

Pese a su cambio de animación y contar con una narrativa simple (repetimos, no es un anime para profundizar temas más elaborados como los anteriores mencionados) logra entretener y convertirse en lo más llamativo de este 2019. Logré disfrutarlo y cada episodio pudo atraparme en el «hype».

Ahora solo queda esperar a la confirmación de una tercera temporada. One Punch-Man tiene mucho que ofrecer y el anime cada vez se vuelve más interesante. Espero que hayan podido disfrutar este análisis y si gustan pueden comentarnos sus puntos de vista. Les agradecemos por todo.

Calificación

Ambientación
Fotografía (animación)
Actuación (seiyū)
Musicalización
Narrativa

4.0

TOTAL

Andrés Jiménez

Admirador de la buena música, amante de los videojuegos, el ejercicio, el crecimiento físico/espiritual, apasionado escritor, soñador en grande y un amante del arte.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios